La misma tiene una validez de 31 días, pero a partir de esta medida se puede extender la solicitud por el mismo plazo, por única vez, siempre y cuando se acrediten debidamente las circunstancias de fuerza mayor que justifiquen la prórroga.

Asimismo, como requisito, la mercadería deberá encontrarse ingresada en zona primaria aduanera y su salida prevista por la vía acuática.

La solicitud podrá efectuarse a través del Sistema Informático de Trámites Aduaneros (SITA) mediante el trámite «Rectificación de la Declaración de Exportación».

Esta posibilidad fue implementada por la Aduana y la Administración de Ingresos Públicos (AFIP) en noviembre de 2021, ante la falta de contenedores a nivel mundial y la escasez de espacios en bodega.

Posteriormente, fue prorrogada en tres oportunidades en diciembre de 2021, y marzo y junio de este año.

La extensión de hoy, vigente hasta el próximo 28 de febrero, se fundamenta en que persisten las problemáticas vinculadas con la pandemia, a las cuales se añaden «los inconvenientes acaecidos a causa del conflicto bélico entre Rusia y Ucrania que repercuten severamente en el comercio exterior, agravando aún más la crisis que atraviesa el transporte marítimo internacional», según indicó el organismo conducido por Guillermo Michel en los considerandos de la Resolución.