Los meses de abril, julio y octubre son los más prevalentes en el momento de otorgamiento de incrementos salariales. Le siguen los meses de enero, marzo, septiembre y noviembre. El 35% de las empresas otorgará 3 incrementos, el 31% dará 4; el 22% dará 5 o más; el 11% dará 2 y el 1% brindará 1 solo incremento.

salarios.jpg

“Lo que vemos es una revisión hacia al alza del presupuesto de incremento para el segundo semestre y, además, la adición de una instancia más de ajuste salarial. Hoy por hoy, casi 90% del mercado hace 3 ajustes o más. Y de fines del año anterior a esta fecha, el porcentaje de compañías que hace 4 incrementos subió de 18% a 31%, y el de compañías que hacen 5 incrementos o más subió de 15% a 22%. Se confirma algo que ya sabíamos, cuanto más volátil es el contexto, más instancias de revisión salarial hacen las compañías”, destacó Thornton.

Respecto al próximo año 2023, las empresas prevén otorgar un 60% de incremento; el escenario de inflación con el que están elaborando el presupuesto 2023 es del 61,8%. De acuerdo con fuentes privadas, la inflación proyectada anual será de 73,8%.

“El ejercicio de presupuesto recién está iniciando y, normalmente, las compañías presupuestan un valor muy en línea con la inflación esperada para el próximo año en ese momento en el tiempo, pero sabiendo que será un número que deberán revisar con frecuencia, durante el ciclo presupuestario y una vez cerrado el mismo”, agregó la experta de Mercer.