La Secretaría de Energía firmó dos resoluciones que establecen nuevos precios en el bioetanol, que los refinadores de combustibles deben incluir en sus productos. La decisión representa un incremento en los costos de las petroleras, pero no será trasladado en lo inmediato.

El secretario de Energía, Darío Martinez, firmó la Resolución 852/2021, publicada este lunes en el Boletín Oficial, a través de la cual el precio del bioetanol será de $ 59,35 por litro en septiembre, «tal cual surge de la fórmula que se utilizaba para el bioetanol a base de caña, hasta la sanción de la nueva ley, unificando los valores del producto producido con maiz y con caña de azucar, y quedando ese valor, en adelante, vinculado directamente a la evolución del precio promedio de las naftas en surtidor», explicó la Secretaría días atrás.

El nuevo precio representa un incremento del 1,2% que las petroleras deberían pasar a sus productos, dijeron refinadores. SIn embargo, descartaron que eso suceda de inmediato.

Los precios de los biocombustibles convergerán con los de combustibles y directamente serán un porcentaje fijo del importe de venta de naftas y gasoil al publico, según fuentes oficiales.

Se estableció que «los precios del bioetanol elaborado a base de caña de azúcar y maíz serán actualizados mensualmente por esta Secretaría y publicados en su página web con la misma temporalidad, de acuerdo a la variación porcentual del precio en el surtidor de las naftas comercializadas a través de las estaciones de servicio de propiedad de la empresa YPF Sociedad Anónima en la Ciudad Autónoma de Buenos Aires».

Para ello, «se considerará el promedio ponderado de las ventas de nafta Grado 2 y Grado 3 llevadas a cabo por dicha empresa en los últimos doce meses, conforme la información que proporcione la Dirección Nacional de Economía y Regulación de la Subsecretaría de Hidrocarburos».

«Tras reuniones entre todas las cámaras del sector, el Secretario de Energia y sus equipos de funcionarios técnicos, se llegó a acordar un mecanismo estable y duradero en materia de precio del producto para todo el sector«, dijo Energia.

«El biodiesel aumentará 9,3% en septiembre, 2% en octubre y 2% en noviembre», explicaron en petroleras.

Esa alza quedó plasmada en otra Resolución publicada este lunes, la 853/2021. De esta manera, el precio para el mes corriente 122.453 pesos por tonelada, el mes próximo será de 124.900 pesos y en noviembre 127.400 pesos.

La Secretaria de Energía està elaborando el decreto reglamentario de la ley de Biocombustibles recientemente sancionada. «De esta manera el sector productor gana en previsibilidad tanto de precio como de volúmenes», agregaron.

«Luego de las últimas modificaciones en los precios de los combustibles en surtidor, posteriores a la finalización de los senderos de precios acordados con el sector de productores de Biocombustibles, así como los vaivenes y la disminución del Brent, no se espera modificaciones en los precios en surtidor de naftas y gasoil», indicaron fuentes oficiales.

Tampoco habrá modificaciones en los cortes, es decir las cantidades de biocombustibles que debían ir en naftas y gasoil.

En las petroleras consultadas no hubo comentarios sobre esta decisión de Energía. En alguna firma dijeron que representa un incremento en los costos, pero que no se trasladará a surtidores.

YPF es la lider del mercado. Ninguna empresa mueve sus precios sin la venia de la petrolera de mayoria accionaria estatal. Su directorio se comprometió a no aumentar los precios hasta fin de año. 

YPF mantiene su postura que no moverá los precios hasta fin de año.

En reuniones con inversores, admitieron que si hay cambios macroeconómicos relevantes (como el tipo de cambios. «Si la macroeconomía evoluciona de una manera diferente a la que nosotros anticipamos, es muy probable que tengamos que revisar nuestra estrategia de precios en el surtidor», observaron.

DB