El Bitcoin (BTC) supera los US$ 51.000 por primera vez desde principios de mayo y comienza la semana en positivo, una señal que catapultó la cotización del resto de las criptomonedas y tokens del mercado que consolidan la tendencia alcista que traen desde hace ya un mes.

La mayor criptomoneda sube hasta los US$ 51.735  en el inicio de la semana, tras haber tocado brevemente los US$ 51.000 el viernes pasado, un nivel que no alcanzaba desde el 12 de mayo. Aquel día, BTC cayó 12,4% en sólo una jornada e inició un desplome del mercado que lo llevó a perforar la barrera de los US$ 30.000 a mediados de julio.

Sin embargo, tanto Bitcoin como la mayoría de las criptomonedas (Ether, Cardano, Polkadot y Binance Coin, entre otras) volvieron a aumentar muy fuertemente de precio en las últimas semanas.

El Ether -segunda criptomoneda de mayor volumen- subió 21,84% a US$ 3,948 en los últimos 7 días, mientras que Cardano -tercera criptomoneda del mercado- alcanzó una capitalización de más de US$ 100.000 millones días atrás y subió un 2,9% la última semana, aunque acumula más de 100% de aumento en el último mes, según datos de CoinMarketCap.

El mayor interés institucional, la aceleración del desarrollo en áreas como las finanzas descentralizadas -conocidas como DeFi- y la aparición de los tokens no fungibles o NFT, para la comercialización de activos digitales u obras de arte, son algunos de los motivos que explican esta explosión de interés en los últimos años en los activos criptográficos.

El titular de Tesla, Elon Musk, habla y para bien o para mal el mercado de las criptomonedas se mueve. (Photo by Ozan KOSE / AFP)

El titular de Tesla, Elon Musk, habla y para bien o para mal el mercado de las criptomonedas se mueve. (Photo by Ozan KOSE / AFP)

Sin embargo, el mes pasado se sumaron también buenas noticias para el mercado –como el aumento de la tasa de hash, que mide la potencia informática utilizada en la minería y procesamiento de operaciones- y un nuevo impulso de personalidades influyentes en el ambiente cripto.

Tal vez la más importante de todas haya sido la del dueño de Tesla, Elon Musk, quien a finales de julio dijo que posee personalmente Bitcoin, Ethereum y Dogecoin y que le «gustaría que las criptomonedas tuvieran éxito». Las palabras del empresario resuenan fuerte en el mundo de los criptoactivos. Cada vez que se pronuncia a favor o en contra logra mover al mercado.

«Si bien esperamos que el precio de US$ 50.000 se mantenga, los compradores de Bitcoin están ejerciendo más optimismo para un aumento de precio aún mayor para fin de año», dijo Petr Kozyakov, cofundador y director ejecutivo de la red de pagos globales Mercuryo, según consignó Bloomberg.

Por su parte, Nikolaos Panigirtzoglou, estratega de JPMorgan Chase & Co, sostuvo días atrás que «si bien está lejos del máximo histórico de 55% visto en enero de 2018, en 32,6% la participación de altcoins (criptos distintas a Bitcoin) parece bastante elevada según los estándares históricos».

«En nuestra opinión, es más probable que sea un reflejo de la ‘manía’ de los inversores minoristas y un reflejo de una tendencia alcista estructural», sentenció Panigirtzoglou.

SN